Consejos para estas vacaciones de Semana Santa

Tanto si planeas disfrutar de unas merecidas vacaciones esta Semana Santa junto con tu perro o tu gato, como si tus planes no cuentan con llevarlos contigo, es esencial tener en cuenta las recientes modificaciones en la normativa para transportar animales en vehículos y los cuidados en casa durante tu ausencia. La entrada en vigor de la Ley de Bienestar Animal ha modificado algunos aspectos que detallaremos más adelante, garantizando una mayor protección para nuestros compañeros caninos y felinos.

¿Qué ha cambiado con la Ley de Bienestar Animal para los viajes en coche?

viajar_perros_gatos

Con la nueva legislación, viajar con tu perro o tu gato se vuelve más seguro y regulado. Ahora, el bienestar de los animales durante los desplazamientos cobra mayor relevancia. Aquí te presentamos algunos puntos clave a considerar:

  • Sujeción obligatoria: Evita que tu perro y gato viajen sueltos en el coche. Utiliza un arnés específico anclado a los enganches de los cinturones de seguridad. Esto previene riesgos en caso de frenazos bruscos o accidentes.
  • Transportines y posicionamiento: si prefieres un transportín, asegúrate de que esté correctamente ubicado. La DGT aconseja colocarlo en el suelo entre los asientos o en el maletero, siempre de forma transversal a la dirección de la marcha.
  • Evita dejarlo solo: la normativa prohíbe dejar animales solos en el vehículo si la temperatura exterior puede poner en peligro su salud. Se recomienda contar con sistemas de climatización y ventilación para mantener su confort.
  • Cuidado en rutas largas: durante las paradas, asegúrate de atender las necesidades fisiológicas de tu perro o tu gato y mantén su hidratación y alimentación. La nueva ley enfatiza el bienestar continuo de los animales durante los desplazamientos. 

Consejos adicionales para un viaje seguro con perro y tu gato

Más allá de los requerimientos de la nueva ley, es conveniente que tu perro y tu gato se encuentren cómodos y tengan todas sus necesidades cubiertas durante los viajes. Por eso te proponemos algunos consejos adicionales a considerar. 

  • Bolsa de viaje: incluye todos sus objetos que cubren sus necesidades diarias. Como alimentos, platos, juguetes, cama, mantas y en el caso de los gatos rascador y arenero, para proporcionar comodidad y familiaridad en entornos nuevos
  • Espacio acolchado: asegúrate de que el área de descanso sea cómoda y acolchada con mantas o cojines, para hacer el espacio más agradable y propicio para el descanso.
  • Familiarización con el vehículo: realiza trayectos cortos previos al viaje principal para reducir ansiedad. Balmesvet como hospital veterinario “Fear Free” te podemos recomendar algún fármaco que reduzca la ansiedad en el trayecto.
  • Planificación del viaje: realiza paradas frecuentes para que tu perro o gato estire las patas y satisfaga sus necesidades.
  • Necesidades en la ruta: lleva suficiente agua y comida, si tuviera prescritas medicaciones sigue las pautas veterinarias.
  • Ventilación adecuada: asegúrate de que el transportín tenga buena ventilación y el habitáculo tenga climatización.
  • Identificación: coloca una placa de identificación con tus datos en el collar de tu perro o tu gato. En caso de que se extravíe durante una parada, esto facilitará su pronta localización.
  • Documentación: lleva contigo la documentación de tu mascota. Considera si al lugar donde vas hay requisitos especiales de vacunación o documentación adicional. Desde Balmesvet te podemos informar y ayudar con todos los trámites si fuera necesario.
  • Microchip: la implantación del microchip hoy es obligatorio para perros y gatos,  y útil en situaciones de pérdida.
  • Juegos y estímulos: proporciónale juguetes interactivos para reducir la ansiedad y mantener su mente ocupada.
  • Arnés o transportín: Acostumbra a tu perro o gato al arnés o transportín antes del viaje para evitar incomodidades y estrés.
  • Veterinarios en la ruta: investiga y ten a mano una lista de veterinarios en caso de emergencia durante el viaje.
  • Comidas antes del viaje: reduce la cantidad de comida antes del viaje para prevenir malestares estomacales. Si tu perro o tu gato es propenso a marearse, no dudes en contactar con Balmesvet, te podremos recomendar algún fármaco que pueda reducir la posibilidad de mareos en la ruta.

Al seguir estos consejos adicionales, contribuirás a que el viaje sea una experiencia más placentera y segura tanto para ti como para tu compañero canino o felino.

¿Qué normas hay que cumplir al dejar a un perro o un gato solo en casa según la nueva Ley de Bienestar Animal?

viajar_perros_gatos

La Ley de Bienestar Animal establece pautas específicas para dejar a un perro y un gato solo en casa, con el objetivo de garantizar su bienestar y prevenir situaciones que puedan afectar su salud física y emocional. Algunos aspectos clave incluyen:

  • Límite de tiempo en casa: la ley establece un límite máximo de 24 horas consecutivas para dejar a un perro solo en casa. Sin embargo, existen excepciones para perros pastores, siempre y cuando cuenten con localizador y refugio para dormir. En el caso de los gatos, el plazo máximo para dejarlos solos en casa se ha extendido a 72 horas consecutivas.
  • Atención a necesidades básicas: debe tener acceso a agua fresca y suficiente comida durante el período en que esté solo y considerar también sus necesidades fisiológicas.
  • Entorno seguro: antes de salir, verifica que el entorno donde dejarás al perro o al gato esté libre de peligros y sea seguro. Retira objetos que puedan representar riesgos y asegúrate de que el lugar sea cómodo.
  • Climatización: asegúrate de que la temperatura en el hogar sea adecuada para el perro o el gato, evitando extremos de calor o frío que puedan afectar su salud.

Consejos adicionales que pueden hacer que tu perro y tu gato se sientan mejor solos en casa

  • Estimulación mental: deja juguetes o dispositivos de estimulación mental para mantenerlo entretenido y activo durante tu ausencia. Esto puede ayudar a prevenir el aburrimiento y el estrés.
  • Consideraciones individuales: ten en cuenta las necesidades específicas, preferencias, o cualquier condición de salud que requiera requerimientos particulares y pautas de medicamentos.

Infracciones y multas por incumplimiento de Ley de Bienestar animal

Estas medidas buscan garantizar el bienestar de los animales, y la ley establece multas según la gravedad de las infracciones.

  • Infracciones leves: en caso de que la conducta sea «por acción u omisión» y no provoque daños físicos ni alteraciones al comportamiento del animal la sanción podría ir desde un simple apercibimiento a una multa de entre 500 a 1.000 euros.
  • Infracciones graves: en aquellas situaciones en las que se incumplan las normas anteriores provocando «secuelas permanentes graves, daños o lesiones graves siempre que no sea constitutivo de delito», la multa irá de los 1.001 euros a los 50.000 euros.
  • Infracciones muy graves: si el incumplimiento de la normativa supone el fallecimiento del animal se catalogará como infracción muy grave, imponiéndose una multa de 50.001 euros a 200.000 euros

¿Qué hago con mi perro o mi gato cuando me voy de vacaciones?

Cuando te vas de vacaciones y no puedes llevar a tu perro o tu gato contigo, hay varias opciones disponibles para garantizar que esté bien cuidado y cómodo. Aquí tienes algunas sugerencias:

  • Pensiones o guarderías: busca una pensión o guardería para perros de confianza. Estos lugares están diseñados para cuidar de animales y suelen ofrecer actividades, socialización y atención personalizada.
  • Cuidadores profesionales: contrata a un cuidador profesional que visite tu hogar, en el caso de los gatos es la mejor opción, ya que se estresan mucho si los sacamos de su territorio. Asegúrate de elegir a alguien de confianza y que tenga experiencia en el cuidado de perros y gatos.
  • Familiares o amigos: pregunta a familiares o amigos si pueden cuidar de tu perro o tu gato durante tu ausencia. Asegúrate de proporcionarles toda la información necesaria sobre la rutina y las necesidades que tiene.
  • Cuidado en el hogar: contrata a un servicio de cuidado en el hogar donde un cuidador se quede en tu casa para cuidar de tu perro o tu gato. Esto ayuda a minimizar el estrés de tu mascota al mantenerlo en su entorno familiar.
  • Aplicaciones y plataformas en línea: utiliza aplicaciones y plataformas en línea que conecta a tutores de mascotas con cuidadores locales. Asegúrate de leer las reseñas y seleccionar a alguien confiable o del que tengas referencias cercanas.
  • Internados con familias temporales: busca programas de internados con familias temporales, donde tu perro vive temporalmente con una familia que lo cuida y le brinda atención personalizada. No sería una buena opción para gatos, ya que para plazos de tiempo cortos sería un gran estrés.
  • Consultar con tu veterinario: contacta con nosotros, desde Balmesvet Veterinaris te podemos recomendar que opción es la mejor y valorar tus necesidades adaptadas también a tu perro o tu gato. En el caso de que tu compañero canino o felino no goce de una buena salud o tenga una pauta de medicaciones por alguna razón puntual o enfermedad crónica, podemos ofrecer nuestro servicio veterinario de residencia con hospitalización.

La clave para unas vacaciones sin preocupaciones es poder garantizar que tu perro o gato esté bien atendido y disfrute de un tiempo agradable, ya sea contigo o con su cuidador temporal.

Recuerda que cada perro y gato es único, y entender sus necesidades es fundamental para proporcionarle la mejor opción. Ya sea un emocionante viaje juntos o un período de descanso en casa, su seguridad y su bienestar deben de tenerse en cuenta.

El objetivo es que ambos disfrutéis al máximo, independientemente de dónde te lleven tus vacaciones. Así que, ¡prepárate con anticipación, elige la opción que mejor se adapte a tus necesidades y las de tu perro o gato, y ten unas vacaciones inolvidables! 

Compartir